Encuentro de José David Correa con el Papa Francisco en Asamblea de Superiores Generales

Roma, 16/12/19 (Noticias del Sodalicio – Italia). Del 27 al 29 de noviembre, en la ciudad de Roma,  se llevó a cabo la 93ª Asamblea General de Superiores Generales con el título ‘La vida religiosa en el siglo XXI’. De esta asamblea participó nuestro hermano José David Correa, Superior General del Sodalicio de Vida Cristiana.

José David Correa, Superior General del Sodalicio de Vida Cristiana, saludando al Papa Francisco. (Foto: Vatican Media)

El primer día de trabajo de la asamblea trató los temas del sínodo pan-amazónico y la protección de menores y adultos vulnerables. Sobre el primer tema el cardenal Michael Czerny S.J. ofreció amplia información sobre el servicio del desarrollo humano integral que se ocupa de los migrantes y refugiados.

Luego, Mons. Matteo Visioli, Subsecretario de la Congregación para la Doctrina de la Fe, abordó el tema de la protección de menores y adultos vulnerables destacando las acciones más importantes realizadas. También se reflexionó en torno a la Carta Apostólica en forma de “Motu proprio” del Papa Francisco “Vos estis lux mundi”.

El segundo día de trabajo se dedicó por completo a una reflexión exhaustiva sobre la vida religiosa en el siglo XXI que fue seguido por el testimonio de cuatro jóvenes religiosos de diferentes áreas culturales. La jornada terminó con una celebración eucarística presidida por el Secretario de la  Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y Sociedades de Vida Apostólica, Mons. José Rodríguez Carballo, O.F.M., quien invitó a los presentes a vivir positivamente de un retorno activo a lo esencial, al Evangelio, a las fuentes inspiradoras de su propio carisma y al Magisterio de la Iglesia.

El Papa Francisco dirigiéndose a los Superiores Generales en el Aula del Sínodo. (Foto: Vatican Media)

El viernes 29 los asistentes se reunieron con el Santo Padre en la Aula del Sínodo. Allí, con particular cercanía y familiaridad, escuchó las preguntas y preocupaciones de los superiores y respondió a cada una con apertura y disponibilidad.

José David Correa nos cuenta que este evento “una vez, más fue una experiencia profunda de Iglesia, de comunión en la misión de anuncio del Evangelio, de compartir con hermanos que viven experiencias similares a las de nuestra comunidad, en diversos lugares del mundo. Fue también una ocasión para estrechar lazos de amistad y para compartir también los desafíos que como Iglesia vivimos hoy”.

Asimismo, nuestro Superior General añade que su encuentro con Francisco “fue muy significativo, pues era la primera vez que podía saludar personalmente al Santo Padre. Le manifesté de parte de todos los sodálites que está siempre en nuestras oraciones”.