“Fue una experiencia increíble conocer a la Familia Sodálite en Lima”

Lima, 03/02/14 (Noticias Sodálites – Perú). Del 11 al 26 de enero un grupo de jóvenes agrupados del Movimiento de Vida Cristiana en Petrópolis realizó un viaje a Lima entre los días con el fin de  conocer y profundizar más en la espiritualidad sodálite.

en Panplona Alta

En el viaje, el grupo pudo realizar muchas actividades en las cuales lograron sostener diversos diálogos con varios miembros de la Familia Sodálite, principalmente viviendo y conociendo mejor los acentos que caracterizan nuestro trabajo apostólico: apostolado con jóvenes, trabajo solidario con los más necesitados y la evangelización de la cultura.

El motivo principal del viaje fue también participar de algún voluntariado solidario que cuenta las Familia Sodálite en Lima. Los varones participaron del Proyecto Bridges en Pamplona Alta y las mujeres de Cruz Blanca.

Gustavo Loos, agrupado mariano que realizaba su segundo viaje a Lima, compartió que “en Pamplona alta tuve la oportunidad de conocer más de cerca la realidad de las personas pobres de Lima. Este proyecto me encantó mucho y me ilusionó a intentar realizarlo donde vivo. Como un estudiante de ingeniería pienso en llevar este proyecto adelante e implantarlo en el Brasil”.

Rebeca Borges y Letícia Albernaz, dos agrupadas que participaron algunos días del campamento de Cruz Blanca igualmente nos cuentan su experiencia. Para Borges el participar de Cruz Blanca “¡Fue una experiencia increíble! Ver ese trabajo de las Fraternas de cerca y participar fue muy bueno. Saber que estamos haciendo la diferencia en la vida de aquellos niños, mostrando que ellos pueden y deben jugar, aprender solos a hacer sus camas, organizarse, estar limpios; y en el final del campamento reciben premios. La catequesis también es fundamental ya que aprenden a rezar y agradecer siempre a Dios”.

en Cruz Blanca

Rebeca Borges y Letícia Albernaz junto a los niños de Cruz Blanca, Ancón

“Los niños de este campamento son carentes de alimento material y espiritual, y el Señor Jesús nos invita a descubrir Su rostro y amarlo en estos niños tan sencillos y especiales”, nos cuenta Albernaz. “Poder ser madre espiritual es un regalo de Dios y una alegría inmensa”.

João Marcos Nascimento, agrupado mariano que va a comenzar sus estudios de Cine, explica que “uno de los pilares de actuación de la espiritualidad sodálite y del Movimiento de Vida Cristiana (MVC) es la Evangelización de la Cultura. El viaje nos mostró una realidad en que las obras a favor de esta forma de apostolado son diversas. Podemos incluir desde los colegios dirigidos por la familia sodálite hasta la existencia del Instituto Cultural Teatral y Social (ICTYS) que sirvió como un gran ejemplo, con las exposiciones, concursos, piezas de teatro y grabaciones de músicas; todo con el objetivo de actuar en el servicio apostólico. Somos nada menos que llamados a apoyar y difundir la espiritualidad de la manera que podamos, sea cual fuera el oficio que tengamos, todos podemos hacer parte de estos proyectos evangelizadores”.

Los jóvenes también tuvieron varios encuentros con los numerosos emevecistas de Lima, Ulisses Puertas resalta que la experiencia de “conocer a los agrupados de los diversos Centros Apostólicos fue una experiencia que me ayudó a crecer en mi espiritualidad. Ver jóvenes como nosotros con un fervor apostólico enorme, llevando su vida cristiana en serio y siempre con la alegría en sus rostros de servir al Señor, es ciertamente un incentivo para que mi espiritualidad crezca. De hecho, vi en este viaje como se concretan cosas que sólo tuve conocimiento a través del MVC, una de ellas fue la tendencia que el ser humano tiene hacia Dios, llamada por nuestro fundador Luis Fernando Figari, de Nostalgia de Infinito”.

en Camacho

Agrupados de Petropólis frente a la Parroquia Nuestra Señora de la Reconciliación, Camacho