Superior General del Sodalicio visitó el Hogar San José

Cali, 10/06/14 (Noticias Sodálites – Colombia). Durante el mes de mayo, Alessandro Moroni, Superior General del Sodalicio de Vida Crisitana y José Ambrozic, Vicario General, realizaron un viaje apostólico a las comunidades de la Región Colombia. En la ciudad de Cali visitaron el ‘Hogar San José’ de adultos mayores.

HogarSanJose3 (P)
El Hogar San josé es lugar que busca ofrecer un servicio integral y calificado para la acogida y residencia del adulto mayor en situación de vulnerabilidad. Acompañaron la visita del Moroni y su Vicario Gianfranco Zamudio, Superior del Centro de Formación Sodálite, y Alberto Posada, Superior Regional de Colombia.

Este hogar fue recientemente inaugurado el pasado marzo en la Solemnidad de San José y ha nacido fruto de la motivación de algunos miembros de la asociación Betania del Movimiento de Vida Cristiana en Cali y de otras personas voluntarias.

Luego de 4 años de servicio en el Centro Solidario San José y tras evidenciar la necesidad de acoger a varios ancianos en condición vulnerable y que vivían el abandono, decidieron emprender un trabajo que ha tomado varios meses de elaboración, oración y reflexión acerca del trabajo con adultos mayores, diálogos con personas expertas en gerontología y especialmente un tiempo en el que han puesto generosamente sus dones de servicio. Gracias a su cooperación y a la bondad de Dios este proyecto es hoy una realidad.

HogarSanJose1

Olga María de Chamat, una de las betanias que ha participado desde los comienzos de esta obra solidaria nos comparte que este proyecto “surgió de una inspiración venida del Espíritu Santo y del mismo Señor quien nos decía que había algo más para hacer y que en nuestro trabajo solidario se abría un nuevo frente para atender, un nuevo panorama apostólico para velar de manera más puntual y cercana por aquellos ancianitos que vivían en la carencia material y espiritual”. Asimismo, De Chamat resalta que el proyecto se encuentra en sus inicios y, por lo tanto” desean adentrarse “en el proceso de profesionalizar nuestro servicio, apoyándonos en los programas que la Secretaría de Salud nos ofrece y en la experticia de otros profesionales del área de gerontología. “Pero más allá de lo académico”, añade De Chamat “nuestro mejor recurso es el servicio caritativo y la entrega generosa de quienes los atendemos, para hacer viva la presencia de Dios entre ellos”.

El hogar está ubicado en el segundo piso del Centro Solidario en el barrio Bellavista. Actualmente residen 5 ancianos, aunque tiene una capacidad para acoger permanentemente a 8. Cuenta con la asistencia de personal de enfermería, además del apoyo de personal de cocina, trabajo social y el servicio generoso de estas emevecistas que realizan un apostolado muy edificante.