¿Qué nos dice Cristo sobre el sufrimiento?

Las cruces y sufrimientos generan preguntas que muchas veces no tienen respuestas. Suscitan, a veces, rechazo de Dios. No entendemos por qué Dios no nos escucha. Se trata de un misterio: ¿Cómo es posible que exista el sufrimiento si Dios —se supone— es bueno? Pero Dios salió a nuestro encuentro para ayudarnos enviando a su Hijo Jesús quien llegó al punto de morir en la cruz para redimirnos del pecado y sufrir junto con nosotros.